dimecres, 28 de març de 2012

Està bé, ja explico la meva ceba confitada!

Ja estic una mica cansada de sentir: “ Ai,a mi no em surt la ceba com la fas tú, ai que no em pots dir com la fas? Ai és que és tan bona, què em podries pasar una miqueta? tinc convidats i…”

Així doncs m’he decidit i us explicaré com la faig jo, així faré ple de pots que posareu dintre de la nevera i no tindreu més problemes –ni jo tampoc- durant uns mesos.
Al cap i a la fí no deixa de ser una recepta que vaig descubrir fa molts anys a una revista d’aquelles que distribuia el Caprabo. Si l’haguéssiu guardat! No us podeu imaginar el tresor que amaguen aquestes revistes! I jo, que sóc com en Golum del “Señor de los anillos”…

Cebollas confitadas















Ingredientes:
- 1 Kg. de cebollas, si son de las blancas babosas, mejor.
- 3 cucharadas soperas de salsa de soja
- 1 cucharada sopera, de aceite
- 2 cucharadas soperas de margarina
- 2 cucharadas soperas de azúcar moreno
Preparación:
Se cortan las cebollas en aros y se ponen en una sartén, tapadas y a fuego lento con el resto de ingredientes. Cuando están cocidas pero enteritas, se apaga el fuego y las ponéis en botes. Complicado ¿eh?

Viernes, cena para dosquehuacha

Vamos a por el penúltimo viernes de Cuaresma. Se está haciendo larga ¿verdad? Tengo unas ganas de cenar un viernes unos montaditos de ibérico de Can Sisco del Mercat de Sant Adrià del Besós y unas botifarras también ibéricas, que las prepara a la medida que el golafre o la golafre desea! Os recomiendo la parada, nada ostentosa, pero con un género inigualable a un muy buen precio. El hombre ha antepuesto la calidad de sus productos  a la decoración de la parada estilo gourmet, de esas que dices: “Uf yo no entro que me dan un sablazo”. Así que se llega a una parada más del mercado y luego se descubre todo un mundo del cerdo, sobre todo ibérico. Y ahí estoy yo para, después de Pascua explicaros cosillas que preparar con sus maravillosos productos.
Volvamos a la triste realidad, penúltimo viernes de Cuaresma, cena chachi, pero con pescadito, que también está muy rico.
Este finde voy a preparar de primero unas patatas rellenas de gambas y rollitos de gallo con fresas. Pero la cosa no queda ahí, vamos también algún postre un poco consistente: Iré a la pastelería y compraré los casi últimos buñuelos de viento. Estamos en Cuaresma! Para lo malo…y para lo bueno!
  
Patatas rellenas de gambas

Ingredientes:
-          4 patatas medianas
-          100 grs. de queso roquefort
-          100 grs. de queso manchego tierno
-          100 grs. de queso gruyère o emmental
-          100 grs. de gambitas peladas. (De esas congeladas)
-          Leche
-          Sal y pimienta.
Preparación:
Cocemos las patatas enteras y con piel. Cuando están cocidas y frías, las secamos y las partimos por la mitad con cuidado de que no se nos rompa la piel. Con ese mismo cuidado,o más, las vaciamos dejando una ligera capita de patata para que se nos mantengan firmes.
La carne de las patatas la mezclamos en un recipiente con todos los quesos troceados, un chorreón de leche, sal y pimienta. Lo trituramos con la batidora y si es necesario le añadimos más leche hasta que quede como un puré.
Las gambitas, las pobres las freímos un poco y las mezclamos en el puré para que no estén solas, y con esa mezcla rellenamos las pieles de patatas que con tanto cuidado habíamos vaciado. Espolvoreamos con un poco de queso rallado y las gratinamos.

 Rollitos de gallo con fresas

Ingredientes:
-          8 filetes de gallo
-          250 grs. de fresas
-          1 diente de ajo
-          2 cucharadas de zumo de limón
-          Perejil
-          2 cucharadas de aceite de oliva
-          1 cucharada de vinagre de Módena
-          Sal y pimienta
Preparación:
Hacemos una crema bronceadora para el gallo con perejil machacado, el ajo, la sal, la pimienta, el zumo de limón y dos cucharadas de aceite. Untamos los filetes de gallo con ese bronceador natural y los enrollamos y sujetamos con palillos. Ya están listos para tostarse al sol del horno, Así que los ponemos en una bandeja y a 200º.
Las fresas, que no fresones, las lavamos y escurrimos y las ponemos en una cazuela cubiertas de agua, 2 cucharadas de aceite de oliva y el vinagre de Módena. Se dejan cocer hasta que nos hayamos quedado casi sin líquido y servimos acompañando a los lenguados que ya estarán listos.

Reacciones:

3 comentarios:

  1. Moltes gràcies Núria, està exquisita
    Ara ja...a casa ens la mengem fins i tot en BOCATES amb formatge.
    Es que es irresistible!!!!

    ResponElimina
  2. Hola, Núria,
    som l'Anna i en Jordi, els veïns de davant! m'apunto la recepta, m'encanta la ceba confitada i, en canvi, no en sabia la recepta. Hmmm, ja me la imagino sobre una torrada amb formatge de cabra fos!!

    ResponElimina
  3. Esta de maravella, ben cuinadeta sobre una torrada amb formatge de cabra.....esta per un premi!!!

    ResponElimina